domingo, 21 de octubre de 2012

Humberto de la Calle e Iván Márquez: Buscaron neutralizar a los enemigos del proceso.

Miguel Galvis, publicó en la Silla Vacía.com:


Humberto de la Calle, dirigió su discurso a los enemigos de la paz que se encuentran en la ultraderecha. Me refiero a quienes estaban listos a recriminarle al Gobierno que había entregado los principios de la democracia, la institucionalidad, y vulnerado la moral de las tropas.

Iván Márquez, también dirigió su discurso a los enemigos de la paz en la izquierda más radical, me refiero a sectores de las FARC que están atentos a calificar a los comandantes de haber claudicado en su propuesta política, para generar una disidencia y debilitar el proceso.

Creo que todos los sectores quedaron claros en que ni las FARC están arrodilladas y se trata de la firma de una capitulación; ni que el gobierno la tiene fácil para imponer sus formulas, por el hecho de tener una superioridad militar.

De eso se trata una negociación, de buscar acercar dos visiones divergentes o antagónicas. Es mejor el optimismo moderado. Falta saber si las extremas están dispuestas a pagar el precio de la paz.

Ver debate.


La Silla Vacía, preguntó:       18 de Octubre de 2.012.


¿Cómo vio los discursos de las partes en la instalación de los diálogos de paz en Oslo?

La mesa de negociaciones entre el gobierno de Colombia y la guerrilla de las Farc fue instalada este jueves en Oslo (Noruega) con sendos discursos de las partes, pronunciados por Humberto de la Calle e Iván Márquez. A nombre del Estado, el primero se tomó alrededor de 15 minutos para insistir en la importancia de la confidencialidad y calificar el proceso de serio, digno, realista y eficaz. Márquez habló más de media hora en una alocución que para unos fue previsible y, para otros, más agresiva de lo esperado. ¿Qué pudo leer entre líneas? ¿Cambió su percepción de la iniciativa para acabar con el conflicto?